Puro optimismo por el euro

Educación Financiera 19 de agosto de 2020 Por aldana reinoso
Los inversores acumularon la mayor posición en futuros de euros desde que se registra ese dato en 1999
g7_dolar_euros_crop1597794938755.jpg_258117318

Las apuestas a que subirá el euro alcanzaron un máximo histórico, lo que lleva a pensar que quizás la rápida apreciación de la moneda podría pronto perder ritmo. Los últimos datos publicados por la Comisión de Negociación de Futuros de Productos Básicos de Estados Unidos (CFTC, por sus siglas en inglés) muestran que en la semana del 11 de agosto los inversores acumularon juntos la mayor posición larga neta en futuros de euros desde que se registra ese dato en 1999, con más de u$s 30.000 millones en apuestas.

Dentro de eso, los hedge funds se volvieron positivos netos en cuanto al euro frente al dólar estadounidense por primera vez desde mayo de 2018, señalaron los analistas de Goldman Sachs. Eso refleja el enorme impacto que están teniendo las apuestas al alza del euro en la caída del dólar. Pero después de la suba de 11,6% del euro frente a la moneda estadounidense desde mediados de marzo, algunos creen que será más difícil que se registren ganancias. "Los datos de la CFTC sugieren que el movimiento del euro es exagerado", dijo Jane Foley, directora de estrategia cambiaria en Rabobank.

El mercado de divisas no tiene un centro de transacciones centralizado, lo que hace difícil determinar qué tipos de participantes del mercado están comprando o vendiendo en cierto momento. Los datos de la CFTC capturan sólo una pequeña parte de ese mercado, pero aún así ofrecen una valiosa información sobre el comportamiento de ciertos inversores, en particular los hedge funds. Robin Brooks, economista jefe del Instituto de Finanzas Internacionales, señaló que las cifras muestran una "profunda obsesión" por la idea de que el dólar seguiría bajando y el euro seguiría subiendo.

El euro se está negociando a más de su máximo de dos años a 1,193 dólares después de que el mes pasado registrara su mejor desempeño en una década, en parte por las expectativas de los inversores de que Europa se recuperará más rápido de las cuarentenas que EE.UU. Los planes de la UE de ofrecer una respuesta financiera conjunta al virus, incluso mediante un enorme aumento de la emisión de bonos, también se consideran un sostén a largo plazo para la moneda única. Las señales de constante demanda de euros, incluso después de su repunte en lo que va de año, sugieren que los inversores no han terminado el proceso de abandonar las carteras en dólares y de comprar euros en su lugar, dicen los analistas de JPMorgan.

Te puede interesar