Torniquete cambiario: los bonos caen y el riesgo país supera los 1400 puntos

Educación Financiera 24 de septiembre de 2020 Por Aldana Reinoso
La deuda argentina sigue operando a la baja y acumula una caída del 30% desde que los nuevo bonos comenzaron a cotizar. La presión y el negativismo no cede en la renta fija local.
accionesdemercado_crop1574077204126_crop1580134571164.jpg_258117318

Una vez más, la deuda argentina sigue operando a la baja. La presión y el negativismo no cede en la renta fija local, la cual evidencia una nueva caída a comienzo del jueves. Todos los tramos de la curva soberana operan en rojo y las caídas desde que comenzaron a cotizar rondan el 30%.

La deuda argentina, lejos de rendir el 10% como se esperaba paso a 15%, sumado a la inversión de la curva, lo cual refleja síntomas de desconfianza e incertidumbre. La deuda de ley internacional sigue operando bajo fuerte presión y las bajas se aceleran. La parte corta, con el Global 2029 y Global 2030 evidencian una pérdida de 1,3% y 1,2%. En el tramo medio, las perdidas son más moderadas, con los Globales 2035 y 2038 cayendo 0,3% y 0,2% mientras que, en el tramo más largo, los descensos son del 0,55% y 0,9% para los bonos a 2041 y 2046.

En este escenario, el riesgo país se sostiene por encima de los 1410 puntos y acumula una suba del 30% desde que se llevó a cabo el canje y que hizo que el mismo alcance un mínimo de 1080 puntos.

Desde Portfolio Personal Inversiones explicaron que el pesimismo se mantiene en el mercado de deuda y agregaron que la incertidumbre con respecto al proyecto económico no es menor, y no se trazó por el momento un sendero fiscal claro que brinde la confianza necesaria al mercado. “El clima negativo se va extendiendo y profundizando con el correr de las ruedas. Sin drivers positivos, la incertidumbre con respecto al rumbo económico del país crece y los inversores siguen buscando salir del riesgo argentino.

Los bonos soberanos de ley extranjera, por su parte, mantienen la tendencia negativa de las últimas ruedas. Esta vez, observamos bajas de hasta 2% a 3% en promedio ayer, invirtiendo aún más la curva y llevando los rendimientos a un promedio del 14% al 15%. Los bonos Ley local, en cambio, mostraron algunas mejoras, pero mantienen una curva de rendimientos similar.

Recordemos que, a pocas semanas del canje, la curva soberana en dólares ya consolidó su pendiente negativa y no se espera un fuerte cambio de tendencia -al menos en el corto plazo”, señalaron. Los analistas de Delphos Investment agregaron que la debilidad actual de los bonos se deben en parte a los anuncios realizados por el BCRA y el mayor torniquete cambiario:

"Las limitaciones de las empresas de refinanciar la deuda en moneda extranjera arrastró también la cotización de los bonos soberanos que buscan encontrar cierto soporte en tasas de entre 14 y 15% anual (especie C). En este sentido, vemos como, desde la emisión de bonos de Ecuador, su cotización cayó un 15% vs. más de un 20% de caída en el caso argentino. Claramente, aquellos países que reestructuraron su deuda recientemente están más expuestos a caídas en el precio de sus títulos, sin embargo, en el caso argentino parecería ser, por ahora, una cuestión de inestabilidad política y económica”.

Nicolas Max, head de asset management de Criteria afirmó la decisión cambiaria tuvo un impacto notorio en el clima de negocios, las proyecciones de ingresos de capitales y las expectativas macroeconómicas. “La evolución de las acciones locales y los rendimientos para la deuda argentina en los últimos días reflejan esta percepción. Se abre además, un interrogante peligroso sobre los depositantes de dólares, que de retirar sus tenencias presionarían sobre las reservas brutas del organismo rector del sistema financiero.

Sólo la confección de un programa macroeconómico consistente y sensato en lo fiscal y monetario podrá realinear las expectativas de los agentes, ofreciendo de este modo un entorno seguro para ir desarmando gradualmente el mecanismo de controles”, dijo Max. Alejandro Kowalczuk, head de asset management de Argenfunds señaló que es necesario un plan económico consistente para que los bonos locales puedan converger a niveles de tasa del 10%. “Sin un plan que permita vislumbrar una convergencia de las variables clave en lo que respecta a equilibrio fiscal, externo y monetario, o aparezca algún driver positivo, como por ejemplo acuerdo con elFMI, resultado elecciones legislativas 2021, será difícil que la tasas vayan a buscar el 10% que se mencionaba como exit yield durante la renegociación de la deuda”, proyectó.

Te puede interesar