El BCRA cerró el año vendiendo US$100 millones y habría “prendado” parte de su tenencia de oro para que el Gobierno les pague a los bonistas

Política 30 de diciembre de 2021 Por Aldana Reinoso
El saldo anual de sus intervenciones fue positivo en US$5050 millones, pese a los últimos meses negativos, aunque no pudo retenerlo en sus reservas
banco billetes

El Banco Central (BCRA) cerró el año con una fuerte venta de reservas para abastecer una demanda autorizada que supera a la oferta privada en esta etapa del año y se libera -tras ser retenida por algunos días- sólo una vez que la entidad logra asegurarse el cash necesario para poder atenderla.

La entidad debió volcar al mercado unos US$100 millones de sus reservas, con lo que cerró el mes con una pérdida neta de unos US$475 millones por intervenciones de venta en el mercado –el peor diciembre de los últimos 6 años– que se agrega a los casi US$900 millones vendidos en noviembre, pero aún así no le impide cerrar el año con un saldo a favor cercano a los US$5050 millones.

Claro que básicamente posibilitado por una liquidación del agro que habría cerrado en año en torno de los US$38.000 millones, gracias a los buenos precios y cantidades exportadas, marcando un récord absoluto. “Esto echa por tierra la excusa oficial de la restricción externa”, apunta el economista Martín Polo.

Paradojalmente, nada de eso queda en las arcas del BCRA, que apunta a cerrar el año con reservas netas (propias) en niveles críticos y una tenencia líquida que se mantiene desde hace semanas cercana a cero, razón por la que se volvieron a demorar algunos pagos.

Los últimos datos oficiales al respecto, actualizados al pasado jueves, muestran que a esa fecha el BCRA mantenía una tenencia propia de US$3709 millones, básicamente constituida por la tenencia en onzas de oro, pese a que cayó de US$3537 millones a US$3183 millones en apenas dos semanas (aunque su precio internacional subió en dicho lapso), a lo que se agregaban US$169 millones remanentes en DEG y US$358 millones líquidos, según el seguimiento que sobre esta sensible variable realiza el Grupo de Estudios de la Realidad Económica y Social (Geres).

Sin embargo, si se tiene en cuenta el saldo en rojo de las últimas intervenciones (sin considerar si hubo otros pagos) la tenencia cash habría caído a US$230 millones a hoy.

Además, estos movimientos avalan la hipótesis lanzada por el economista y docente Joaco Pastor sobre una posible venta o caución con la tenencia de oro, que constituye el último dique de contención de las reservas propias, razón por la que se sigue su movimiento con atención.

“La línea oro en el balance del BCRA cayó bastante en las últimas 2 semanas. El primer dato (al 15-dic) nos pareció sospechoso, pero ‘una golondrina no hace verano’. Ahora se conocieron datos al 23-dic. En estas 2 semanas el oro en el BCE cayó en US$218 millones (-6%), mientras que el precio internacional en el mismo período subió US$43 por onza (2%)”, había hecho notar ayer por redes.

Según fuentes oficiales y de mercado consultadas por LA NACION se trataría de una especie de “prenda” de una parte del oro depositado en Europa para asegurar un mínimo de efectivo que le permita al Gobierno atender los pagos de deuda que se le vienen encima en enero, en especial, el que cae el 9 y supone el primer pago general a los bonistas que aceptaron la reestructuración de la deuda en 2020.

La venta se produjo en una rueda en la que el dólar mayorista avanzó 4 centavos para quedar a $102,72, con lo que subió 42 centavos en la semana y cerró el mes con un alza del 1,745% que lo mantiene muy rezagado respecto a una inflación que viaja a una alta velocidad crucero. A su vez el tipo de cambio de referencia “A”3500 quedó en $102,75 con lo que actualizó apenas 22,1% en el año “1,68% promedio en cada mes muy en línea con lo que pautaba el Presupuesto 2021 pero muy atrasado respecto de un IPC que terminaría acumulando alrededor del 50%. Es una de las razones que explica porqué el BCRA no logró acumular reservas”, observó el analista Andrés Reschini, de F2 Soluciones financieras.

Fuentes oficiales, sin embargo, negaron tajantemente que se haya vendido oro. “Solo mirando los balances semanales que publica el BCRA se darían cuenta de que nunca se vendió oro ni nada parecido. De hecho, hoy las reservas van a caer un escalón (más de 50 millones) por la caída del precio del oro”, afirmaron.

Las mismas fuentes oficiales señalaron que, si fuera verdad lo que detalla Reschini en su tuit, desde 2016 se habrían vendido más de diez veces la tenencia de oro. “Además, toman datos de cierre de mercados diferentes a los que se usan en los balances. La práctica es cerrar las reservas con el valor al cierre del mercado de cambios, a las 15. Y estos análisis toman el precio de las 18. No es que sea sustancial, pero suma distorsiones al análisis”, explicaron.

Esa tozudez en mantener el tipo de cambio “pisado”, una estrategia a la que apeló el ministro Martín Guzmán para tratar fallidamente de contener la inflación pese a haber expuesto públicamente años atrás sobre los perjuicios que eso genera a la economía, fue lo que permitió al BCRA obtener una ganancia cercana a los $11.000 millones este mes por sus apuestas en el mercado de futuros que se eleva a los $30.000 millones en el acumulado del año.

Claro que, vale aclarar, ese ingreso apenas le serviría para atender el pago de su deuda remunerada, que alcanzó un récord de $4,75 billones días atrás, por apenas seis días, contando que ya le cuesta unos $140.000 millones mantenerla al día por mes.

Te puede interesar