Corrida de ventas de acciones y bonos en todo el mundo tras señales de la Fed

Educación Financiera 06 de enero de 2022 Por Aldana Reinoso
Tanto las bolsas de Asia como las de Europa se desplomaron. Ocurre luego de que la Reserva Federal señaló la posibilidad de una subida de tasas de interés en EEUU.
mercados-inversionesjpg

Las bolsas caían con fuerza y el rendimiento de algunos de los principales bonos gubernamentales tocaba su nivel más alto en años el jueves, después de que la Reserva Federal (Fed) señaló la posibilidad de una subida de tasas de interés en Estados Unidos más rápida de lo previsto y la retirada de los estímulos.
 
 

Tanto las bolsas de Asia como las de Europa se desplomaron después de que el Nasdaq perdió más de un 3% en la víspera en Wall Street, y de que el retorno de los bonos del Tesoro estadounidense a dos y cinco años -importantes motores de los costos del endeudamiento a nivel mundial- se dispararon hasta máximos pandémicos.

 

Las minutas de la reunión de diciembre de la Fed mostraron que un mercado de trabajo ajustado y una inflación persistente podrían obligar al banco central estadounidense a subir las tasas antes de lo previsto y a empezar a reducir sus tenencias de activos en general.

 

El índice paneuropeo STOXX 600 declinaba un 1,3%, borrando todas las ganancias del año, que lo habían llevado hasta máximos históricos

 

En Asia también hubo fuertes 

desplomes. Las acciones australianas cayeron un 2,7%, en su mayor descenso porcentual diario desde principios de septiembre de 2020, y el Nikkei japonés perdió un 2,9%, su declive diario más pronunciado desde junio.

 

"Algunas personas están bastante asustadas por las minutas de la Fed y un posible ajuste más rápido", dijo Carlos de Sousa, de Vontobel Asset Management. "No obstante, quizá el mercado esté exagerando un poco. El hecho de que estén discutiendo esto no significa que vayan a hacerlo".

 

La caída del 3% del Nasdaq fue su mayor descenso porcentual en un día desde febrero del año pasado y el S&P 500 sufrió su mayor descenso desde el 26 de noviembre, cuando la noticia de la variante ómicron llegó por primera vez a los mercados mundiales.

 

El rendimiento de los bonos del Tesoro seguía subiendo a lo largo de toda la curva. El retorno de las notas referenciales a 10 años tocaba su nivel más alto desde abril de 2021, por encima del 1,73%.

 

Asimismo, el rendimiento de la deuda a dos años , sensible a la política monetaria, alcanzó un nuevo máximo de 22 meses al 0,863%, mientras que el de los papeles a cinco años tocaba su cota más elevada desde febrero de 2020, al 1,459%.

 

El alza en el retorno de los bonos seguía respaldando la firmeza del dólar, aunque cedía algo de terreno frente al yen después de haber tocado máximos de cinco años a principios de esta semana, cayendo un 0,21%, a 115,86 unidades.

 

El euro cedía un 0,05%, a 1,1307 dólares, mientras que el índice dólar subía a 96,228 unidades.

 

En los mercados de materias primas, los precios del crudo ganaban más de un dólar por barril, mientras que el oro al contado bajaba un 0,8%, a 1.794 dólares por onza, ya que el aumento de la rentabilidad de los bonos estadounidenses restaba brillo al metal precioso.

Te puede interesar