GNL: anuncian acuerdo clave y millonario entre YPF y Petronas

Novedades 01 de septiembre de 2022 Por Aldana Reinoso
Prevé una inversión de u$s40.000 millones para producir gas y construir una planta de GNL, que permita exportar 460 barcos regasificadores al año.
ypf-estaciones-servicio-naftas

La alianza entre YPF y la petrolera malaya Petronas significará una inversión de u$s40.000 millones para el aumento de la producción gasífera y de la capacidad de transporte, y la instalación de una planta de Gas Natural Licuado (GNL), lo cual permitirá generar exportaciones por u$s50.000 millones al año.
El anuncio lo hará esta tarde el presidente Alberto Fernández, junto con el titular de YPF, Pablo González, a las 16, en el Centro Cultural Kirchner (CCK).

En un principio la inversión será de u$s10.000 millones, pero alcanzará un total de u$s40.000 millones para todo el proyecto que incluye la planta de GNL que se ubicará en la localidad bonaerense de Bahía Blanca.

También la construcción de un gasoducto de características similares al Néstor Kirchner que unirá el yacimiento neuquino de Vaca Muerta con la localidad bonaerense de Saliqueló, precisaron a Télam fuentes de YPF.

Una vez concluido el proyecto, se prevé exportar el equivalente a 460 barcos regasificadores al año en la próxima década, que generarían un ingreso de u$s50.000 millones anuales al país. La inversión correrá en partes iguales por parte de las dos petroleras, pero YPF será el accionista mayoritario, con el 51%.

Petronas es especialista en GNL, del cual es el tercer productor global: genera unas 36 millones de toneladas por año y tiene 40 años de experiencia, presencia en 17 países y más de 4.000 empleados en toda la cadena integrada de valor del GNL.

La firma malaya además tiene como uno de sus grandes negocios en el país la producción de lubricantes. En los últimos años, instaló una planta de última tecnología en Ezeiza con una inversión de u$s22 millones y con una capacidad de producción de 30 millones de litros anuales y operaciones regionales.

Además fue una de las primeras socias de YPF en Vaca Muerta y ambas desarrollan en la actualidad el Bloque La Amarga Chica, con una inversión inicial de u$s550 millones.

"Lo que vamos a anunciar a la tarde es la posibilidad de convertir a la Argentina en un actor del mercado global de gas teniendo en cuenta esta potencialidad que tiene el país en materia de recursos energéticos", señaló González esta mañana durante una charla sobre energía en el Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires (Malba).

Destacó que "Petronas es una de las empresas más importantes del mundo en materia hidrocarburífera, es la tercera productora de GNL a nivel global, tiene actividad en 50 países y en 17 con el GNL y hay una asociación con YPF desde 2014".

"Si estamos acá, con estos desarrollos, es porque en 2012 se sancionó la Ley de recuperación de YPF y el marco para el desarrollo de inversiones hidrocarburíferas", indicó González, quien remarcó: "Hace dos años que venimos trabajando con este proyecto. Son casi US$ 10.000 millones en una primera etapa que implica la extracción, el transporte y la producción. Debe ser una política de Estado".

Además subrayó que "Petronas, un gran actor a nivel energético internacional, hoy está confiando en la Argentina", y puntualizó que "conoce a YPF y al país desde hace ocho años y hoy vuelve a invertir".

Un informe sobre el potencial del GNL en la Argentina de FundAr reveló que se espera que este tipo de recurso domine los intercambios internacionales para el 2030 y pronosticó que el 77% del crecimiento del intercambio global de gas natural hasta 2040 se llevará a cabo vía GNL.

Asimismo, el estudio al que accedió Ámbito indicó que la demanda internacional de gas natural aumentó en gran magnitud a lo largo de las últimas décadas y se estima que crecerá todavía más debido al rol de este recurso en la transición energética. Entre 2001 y 2021, el crecimiento anual del consumo de gas fue del 2,6% en promedio, y el de su comercialización internacional, del 4,1%.

Este contexto presenta una oportunidad única para que el alto nivel de recursos gasíferos de nuestro país se destine al abastecimiento de la demanda mundial, pero hay que actuar ahora, antes de que la demanda de combustibles fósiles disminuya de manera significativa a causa de la transición energética. La oportunidad se agudizó a lo largo del último año como consecuencia de la guerra entre Rusia y Ucrania que más que duplicó el precio del GNL.

Daniel González, el director ejecutivo de IDEA, y los investigadores de FundAr Nicolás Arceo y Guido Zack aseguraron que el GNL es "una oportunidad única para que el alto nivel de recursos gasíferos de nuestro país se destine al abastecimiento de la demanda mundial", pero recomiendan actuar ahora, antes de que la demanda de combustibles fósiles disminuya de manera significativa a causa de la transición energética. "La oportunidad se agudizó a lo largo del último año como consecuencia de la guerra entre Rusia y Ucrania que más que duplicó el precio del GNL", subrayaron.

 

Te puede interesar