Alquileres: abril iniciará con una suba de casi el 200% y la posible vuelta de la ley inquieta a las inmobiliarias

El contexto inflacionario siguen empujando los ajustes fijados para los contratos previos al DNU. Actores del ladrillo exigen no volver al régimen anterior

Por: Andrea Vedia 26 de marzo de 2024
10-Companies-That-Hire-for-Remote-Real-Estate-Jobs
10-Companies-That-Hire-for-Remote-Real-Estate-Jobs

La fuerte ampliación que exhibe la oferta de departamentos en el mercado locativo residencial sigue sin impactar en una merma en los valores vigentes. Muy por el contrario, los precios para los nuevos contratos continúan subiendo de forma vertiginosa mientras que, en simultáneo, los ajustes para quienes mantienen pactos dentro de la norma derogada por el DNU del actual Gobierno golpean el bolsillo de los inquilinos una y otra vez. En ese sentido, abril será otro mes de incremento récord para quienes deben afrontar el aumento anual que establece esa normativa. El incremento interanual que corresponderá cubrir será del orden del 196.7%, según la última actualización del Índice de Contrato de Locación (ICL). Semejante suba emerge en un contexto de incertidumbre en el sector del ladrillo a partir del revés que el DNU del oficialismo cosechó en la Cámara de Senadores, y que podría dejar de tener vigencia si en el corto plazo ocurre algo similar en el ámbito de los Diputados.

El incremento de casi el 200% estipulado para abril implicará que aquellos inquilinos que, por ejemplo, hoy alquilan un departamento en $100.000 sin expensas pasen, desde el primer día del mes próximo, a desembolsar 196.703 pesos.

La suba de alquileres no da respiro

"El incremento es el resultado de calcular la variación del Coeficiente inicial (ICL) del mes de abril de 2023 que estaba en 3.64, y compararlo con el coeficiente del primer día del mes de abril pero de este año, es decir 12 meses después, que se encuentra en 10.80", detallan plataformas especializadas.

"A pesar del representar casi un doscientos por ciento, hay una buena noticia, el porcentaje es inferior a la inflación que acumula el país desde abril 2023 hasta hoy (febrero) que es de un 249.11%", añaden.

Claro que la falta de una variación salarial acorde con la inflación diluye la eventual "buena noticia" y siembra de nubarrones el horizonte de los inquilinos. Ocurre que, en tanto no se aplaque la suba de precios generalizada, el incremento de los alquileres para quienes cerraron contratos bajo la ley previa al DNU continuarán afrontando aumentos récord cada mes.

La suba del 196.7% alcanzará a aquellas personas que hayan formalizado contratos de alquiler a partir del 1° de abril de 2022 o su similar pero de 2023.

El mazazo que llegará en el comienzo de abril cobrará forma en un escenario inmobiliario marcado nuevamente por la turbulencia. Comercializadores, desarrolladoras, constructores y empresarios de la vivienda integran un frente común que, tras lo sucedido en Senadores, no han dejado de expresar su malestar por un eventual retorno de la ley de alquileres.

Esto, claro, si Diputados también decide rechazar el DNU que derogó el marco. Además de tildar a la normativa anterior de "ineficaz", los actores del negocio del ladrillo señalan que la potencial vuelta de la ley acabaría con la recuperación que evidencia la oferta. Y que incluso empeoraría la situación de los precios, aunque desde el DNU a esta parte los valores no han hecho más que subir por ascensor.

La posición de los actores del sector inmobiliario ante la ley de alquileres
 

Desde la Cámara Inmobiliaria Argentina (CIA) su presidente, Alejandro Ginevra, expresó su preocupación por "el impacto que (la caída del DNU) puede llegar a tener sobre el mercado locativo a lo largo de todo el país".

"Consideramos que el resultado de retroceder a la normativa anterior a la sanción del DNU sería una abrupta restricción de la oferta que traería como consecuencia un enorme perjuicio para el conjunto de la sociedad", afirmó.

"Vale aclarar que desde la sanción del último DNU en diciembre de 2023 se duplicó la oferta de inmuebles en alquiler. Y los valores se incrementaron muy por debajo de la inflación…", agregó.

También la Cámara Empresaria de Desarrolladores Urbanos (CEDU), la Asociación de Empresarios de la Vivienda (AEV) y la Sociedad Central de Arquitectos (SCA), entre otras múltiples entidades, expusieron su rechazo al posible regreso de la ley de alquileres mediante un comunicado conjunto.

"Las entidades del sector vinculadas a la industria de la construcción y el desarrollo urbano expresamos nuestra preocupación por el impacto inmediato que esta medida puede llegar a tener sobre el mercado de alquileres residenciales, que en los últimos meses se ha ido normalizando", indicaron las organizaciones.